Lunes, abril 15 2024

  • Euro: $922.87

  • Bitcoin USD: $62813

¿Qué dejó la desaceleración inflacionaria de octubre?

Redacción - 14 noviembre, 2023

La inflación de octubre se ubicó varios puntos por debajo de los picos registrados en agosto y septiembre, mostrando una clara desaceleración. No obstante, la renovación de los acuerdos de precios, el atraso cambiario y la incertidumbre electoral podrían impulsar una nueva suba.

La inflación del mes de octubre registró una suba del 8,3%, casi cuatro puntos y medio por debajo del 12,7% de septiembre, y cuatro por debajo del 12,4% de agosto, mostrando una clara desaceleración tras la devaluación de mediados de agosto.

 

De acuerdo con el Índice de Precios al Consumidor (IPC) publicado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), en los primeros diez meses del año los precios acumularon un alza del 120%. En tanto, la suba del último año fue de 142,7%.

 

De este modo, la inflación se empieza a moderar tras el bimestre con alzas de dos dígitos, impulsadas por el shock inflacionario que implicó la devaluación del 22% impuesta por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

 

En lo que respecta a los próximos meses, noviembre arrancó con una tendencia al alza: según el relevamiento semanal que realiza la secretaría de Política Económica del Ministerio de Economía, durante la primera semana de noviembre los precios aumentaron un 2,3%, levemente por arriba del 2,2% registrado por las tres semanas consecutivas previas. Además, varios factores, como los aumentos aplicados para la renovación de Precios Justos, el retorno de la política de crawling peg este 15 de noviembre, y la incertidumbre electoral; podrían incentivar una nueva alza del índice de precios.

 

Por otro lado, el IPC núcleo —que mide la inflación descontando la influencia de combustibles y alimentos— registró en octubre un alza del 8,8%. Esta suba da cuenta de que la inflación inercial todavía se encuentra en niveles elevados.

 

En el desagregado de octubre, se destaca que los alimentos y bebidas no alcohólicas crecieron un 7,7%, varias décimas por debajo de la inflación general. La suba se vio impulsada por los aumentos en Carnes y derivados, Pan y cereales, y Leche, productos lácteos y huevos.

 

En tanto, los rubros que mayores alzas registraron fueron Comunicación (12,6%), Prendas de vestir y calzado (11,0%), Equipamiento y mantenimiento del hogar (10,7%), y Bebidas alcohólicas y tabaco (9,8%).

 

Por categorías, el IPC núcleo aumentó un 8,8%. Su impacto sobre el nivel general se vio compensado por la suba de Estacionales (7,6%) y Regulados (6,6%).

 

Por regiones, las que registraron incrementos por encima del nivel general fueron el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), con 8,6%; y la región Pampeana, con 8,3%. En tanto, por debajo del nivel general, se ubicaron Patagonia (8,2%), Noroeste (7,7%), Noreste (7,4%) y Cuyo (7,4%).